EL FLEQUILLO DE TINTÍN

images-1Tiene el portero del Atlético de Madrid una mirada de niño impropia de su tamaño. Es un hombre grande. Despliega más de dos metros de envergadura cuando atrapa un balón llovido desde un costado. No se ríe ni cuando le felicitan por una parada. No es de extrañar si la carantoña viene del Cata Díaz, En el partido de Pamplona el equipo de Simeone ha vuelto a hacer un trabajo profesional empezando por el portero vestido de amarillo y verde. Ha estado en todo. No ha perdido el sitio y sobre todo no ha dudado, Courtois ha estado sereno y no se le ha movido un pelo de su flequillo enhiesto. Luce un peinado parecido al héroe de Hergé y tiene la habilidad de no despeinarse ni de perder el temple. El flequillo de Tintín guarda la portería del Aleti. Inspira tranquilidad pero está de paso, El Chelsea vigila su flequillo muy de cerca.

Esta entrada fue publicada en El partido de la jornada. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *