¡LA DÉCIMA!

Conviene recordar que se va a cumplir un mes del partido de la final de la Copa del Rey en el Estadio Santiago Bernabéu. Han pasado treinta días y más de uno da gracias todos las mañanas por el buen momento vivido y la experiencia almacenada en el zurrón de los sueños para siempre. Basta con hacer el ejercicio contrario y ponerse en el papel de derrotado para darse cuenta de la tremenda hazaña que supuso ganar al Real Madrid de los quinientos millones de facturación en su casa y con los postes y la suerte a favor. Es decir que por una vez en este siglo ocurrió lo contrario gracias al talento de Simeone a la hora de preparar los partidos. Es bueno acordarse un rato todo los días así borrar de una vez la marca del “pupas” inocentemente puesta en juego por el recordado Vicente Calderón para justificar la derrota en la Final de la Copa de Europa de 1974. Le tomo prestado al compañero de COPE, Tomás Guasch, el grito que lleva repitiendo desde hace años con motivo de la siguiente Copa de Europa del Madrid cuya crónica algunos tienen escrita pero sin publicar. La ganada el 17 de mayo de 2013 fue la décima Copa del Rey. La décima ya está en el Museo junto con las botas y las camisetas de Koke y Miranda. Fue un centro muy “tocado” de Koke, como dicen los expertos, para un cabezazo de Miranda a lo Pantic en el primer palo. Todavia mis cuerdas vocales se acuerdan de ese instante.

Esta entrada fue publicada en Copa del Rey. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *