EL ALETI PIERDE AIRE

A la hora de partido y tras la sustitución de Fernando Torres por Mandzukic ha hecho Koke un gesto al banquillo y el partido se ha puesto de otro color. Tras la lesión, durante la que el equipo le ha echado mucho de menos, jugó un cuarto de hora en Sevilla y con el Valencia se le ha visto todavía con falta de aire para aguantar los 90 minutos como siempre. Koke cose al Aleti y le pone a hacer todos los deberes clásicos del cholismo. Hasta el minuto 28 del segundo tiempo no ha tirado el Valencia un córner. La mejor señal del primer tiempo ha sido que el Aleti no le ha dejado hacer nada al rival. Pero nada de nada. Ha habido presión arriba y un partido trabado. Duro como una piedra y sin concesiones. Ni un metro libre.  Gol de Koke y misión cumplida. El remate de Tiago a puerta vacía en el segundo tiempo se ha ido al larguero y en el lado contrario un rechace tras un centro curvado y difícil ha acabado en gol. Moyá mide mal y da un paso adelante a destiempo dejando tras el rechace del palo un remate de cabeza al mejor postor que el alemán Mustafi se gana pegando un salto de impresión.  El Valencia se lleva un punto y otro más por la diferencia de goles entre ambos en caso de empate. Fin de la historia pero sin aire durante la media hora final. El caballo está cansado. Gabi y Tiago sufren y sufren. Lástima de la lesión de Saúl cuya fortaleza y calidad le vendrían muy bien al equipo en este momento. Se ha notado la ausencia de Griezmann, un tipo que siempre inventa. El objetivo es el tercer puesto y meterse en cuartos de la Champions. Lo demás es un quiero y no puedo. Pero como siempre, ante todo mucha calma. El equipo ha sido fiable y solvente sólo durante una hora. Y es la cuestión que tienen que resolver los que saben hacerlo.

Esta entrada fue publicada en El partido de la jornada, El partido de la jornada y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *