EL TRAJE DEL MONO

Como el partido contra una ordenada Unión Deportiva Las Palmas ha sido lento tirando a espeso ha habido tiempo de fijarse en otros detalles que en cualquier momento de tensión pasa bastante inadvertido. Saliendo del Calderón y camino de Pirámides más de uno ha comentado el cambio de Germán el Mono Burgos. Habitualmente asoma el segundo de Simeone en el segundo tiempo cuando hay que hacer las sustituciones. Y ha sido en ese trance cuando el público en general ha visto la transformación del hombre del chándal en un dandi. Burgos se ha puesto un traje, si llega a ponerse corbata se lleva un aplauso, que le queda como un pincel gracias a las decenas de kilos que ha que ha perdido en los últimos tiempos a base de andar y comer de otra manera. El traje del Mono ha sido la noticia de un partido que nos deja igual que cuando íbamos al fútbol en agosto a ver el Villa de Madrid.  El Aleti tiene más que un once. Tiene por lo menos un 21. Hay jugadores para hacer varios equipos y relevarse en el esfuerzo. Ha sido un partido lento y el Aleti está sin coser. Se ha metido Simeone en el vestuario apretando los puños porque empezar bien siempre es mejor que lo contrario o empatando. Oblak ha hecho una parada de enmarcar para salvar el 1 a 0. Sabemos desde hoy que Jackson juega de espaldas muy bien, que Correa tiene electricidad en los dedos de los pies y que Filipe Luis es tan bueno como de costumbre. Ojalá Oliver crezca deprisa y endulce la pierna dura del centro del campo. El partido se acabó con la entrada de Raúl García. Ha parado el juego y le han hecho cinco faltas. Fin de la historia. La semana que viene con el Sevilla juega el Aleti un partido de “su ” Liga. Lo ha vuelto a decir Simeone. El año pasado acertó. Esperemos que esta vez se quede corto.

Esta entrada fue publicada en El partido de la jornada, El partido de la jornada y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a EL TRAJE DEL MONO

  1. Fernando Méndez Ibisate dijo:

    Sé que, al final y como casi siempre, me equivocaré; pero tengo para mí la vibración de que, este curso, Torres -que no jugará desde el principio- va a desatascar algún que otro partido más de los que creemos o de los que esperamos que ese papel lo cumplan la dupla Griezman-Jackson. Pero habrá que ver a Torres.
    Ah!, por cierto, este año debiera ser el de la Champions.
    Gracias por tus análisis que, para mí, cada domingo por la tarde o cada lunes (según cuando abro mi “ventana”) hacen la vida más llevadera.
    Fernando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *